Noticias

Carlos Pedraza: La impunidad latente

21 ene. CI.- Un 19 de enero de 2015, Carlos Pedraza salió de su casa en el sur de Bogotá para dirigirse a una reunión de la comercializadora EL ZIPA, un proyecto de venta de productos campesinos en Bogotá. Nunca llegó. Apareció tres días después con una bala en la cabeza en un potrero de la zona de Gachancipá.

Carlos Pedraza era un líder social que fue asesinado y cuyo caso, como tantos otros sigue en total impunidad. Es unos de los más de 600 líderes asesinados desde 2010 que documentó Somos Defensores.

El domingo 20 de enero de 2019 se juntaron amigos, familiares, compa√Īeros y compa√Īeras de la localidad Rafael Uribe y organizaron con la Junta de Acci√≥n Comunal del barrio Rinc√≥n del Valle, un campamento por la memoria. Entre arte, cultura y juegos que no pod√≠an faltar recordaron a Carlos Pedraza.

Recuerdan algunas de las personas asistentes: ‚ÄúDesde los primeros minutos el actuar de la polic√≠a fue negligente‚ÄĚ. Dec√≠an que hab√≠a tenido un accidente de moto y llamaron a avisar a la comercializadora. ‚ÄúRecibi√≥ un golpe contundente en la cabeza‚ÄĚ a√Īadieron en otra llamada los polic√≠as. ‚ÄúCarlos nunca tuvo ni manejo moto y no ten√≠a ning√ļn v√≠nculo con Gachancip√°, ni familia, ni amigos, ni hab√≠a ido en su vida a ese municipio en las afueras de Bogot√°‚ÄĚ, afirman varias de las personas que participaron en el homenaje al l√≠der social.

Líder social Carlos Alberto Pedraza

El caso se mantiene en total impunidad al igual que los de tantos otros líderes y lideresas asesinados en Colombia.

En cada cambio de Fiscal la familia espera nuevos avances. Por ejemplo, demor√≥ m√°s de un a√Īo en hacer el estudio de las c√°maras de seguridad en el trayecto que habr√≠a recorrido Carlos Pedraza ese d√≠a. Apareci√≥ una placa de un carro que se cree dej√≥ el cuerpo tan lejos del centro de la ciudad a donde se dirig√≠a, pero no han podido ser analizadas las placas porque afirman las autoridades que la tecnolog√≠a para leerlas solo se encuentra en Estados Unidos. Seg√ļn la Fiscal√≠a, en los 60 km que separan la casa del l√≠der social hasta el sitio donde apareci√≥ el cuerpo no se encontr√≥ nada. El proceso ha sido transferido de un Fiscal a otro a lo largo de estos 4 a√Īos, y cada cambio ha significado volver a empezar, volver a entrevistar amistades, familia, colegas, etc.

Sin embargo ese caso tuvo mucha visibilidad. Cuando ocurrió el crimen, Piedad Córdoba fue al entierro, las FARC anunciaron que de no detenerse los asesinatos como el de Carlos Pedraza podría romperse las negociaciones que realizaban el Gobierno y esa organización en ese momento, la misma embajada de EEUU le dio seguimiento al caso.

Este lunes 21 desde las nueve de la ma√Īana contin√ļan las denuncias contra estos cuatro a√Īos de impunidad. Durante el plant√≥n convocado por el Congreso de los Pueblos, -uno de los movimientos sociales en el cual particip√≥ Carlos Pedraza-, frente al Juzgado Especializado de Bogot√°, donde ser√° realizada la audiencia del l√≠der social Juli√°n Gil, quien lleva cerca de ocho meses encarcelado por la pr√°ctica realizada en Colombia, que han denunciado las organizaciones sociales como montaje judicial o falso jur√≠dico.

El caso de Carlos sigue impune junto a m√°s del 90% de los homicidios en Colombia, seg√ļn cifras de Global Witness. Mientras tanto, contin√ļan los asesinatos de l√≠deres sociales en Colombia y una creciente ola de judicializaciones.

Estos montajes no suelen llegar a condena pero llevan a personas a pasar varios meses en la cárcel, como es el caso de líderes sociales del sur del departamento de Bolívar detenidos en marzo de 2017 y procesados por la fiscal María Bernarda Puentes, de Cartagena. Las líderes y los lideres acusados hoy están libres, pero la fiscal fue detenida por vínculos con el paramilitarismo.

En 2018, se destacan los casos de Sara Liliana Qui√Īones Valencia y Tulia Marys Valencia, miembros del Consejo Comunitario Alto Mira de Nari√Īo, en abril; y Jos√© Hermes Burgos y la lideresa comunitaria Alix Miriam Aguilar en octubre.

Resulta curioso que la fiscalía tenga tantos recursos para procesar líderes sociales y tan pocos para investigar quién los asesinó.

Un comentario en ¬ęCarlos Pedraza: La impunidad latente¬Ľ

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.