Primer aniversario del asesinato de Ana Fabricia Cordoba

Un año después su crimen permanece en la absoluta impunidad, como tantos otros que se multiplican y se olvidan en el país de la desmemoria. Pero persistimos e insistimos en rescatar de las cenizas del tiempo, y de la estruendosa guerra que nos ensordece, las voces, los cantos y los gritos de aquellos que pretendieron ser silenciados y hoy son dolor vuelto acción, semillas que germinan en medio de la noche en que vivimos y que alientan los justos reclamos de la memoria y de la dignidad.

El día 7 de junio de 2011, Ana Fabricia Córdoba fue asesinada cuando se movilizaba en un bus de la ruta Santa Cruz, por un hombre que le disparó en la cabeza con un arma con silenciador.

Mensaje del 7 de junio de 2011:

Con dolor en el alma tenemos que reproducir, de nuevo, tristes noticias sobre la suerte de seres dignos que se resisten al silencio y a la mentira. La última vez que vimos a ana fabricia fue encaramándose por las lomas de la comuna 13 de medellín para acompañar a las madres de los desaparecidos en sus exigencias de justicia y verdad, eso fue hace quince días. Ella, como muchas otras mujeres en este país, se atrevió a desafiar el macabro destino que nos proponen. La sacaron de su tierra, fue encarcelada en la ciudad, señalada y perseguida, le mataron a su hijo jonathan y el martes le dispararon en la cabeza con un silenciador. Ella siempre lo dijo, el dolor la volvió fuerte y nunca sintió temor para decir lo que sentía, lo que veía, lo que vivía. No lograrán acallar sus reclamos, jamás vamos a olvidar sus palabras y su historia y seguiremos haciendo memoria, en su homenaje, para que no nos siga gobernando la amnesia, para que no nos arrebaten el aliento, para que no nos condenen al olvido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *