ASOCIACIÓN DE JUNTAS DE ACCIÓN COMUNAL DEL SARARE DENUNCIA CAPTURA Y JUDICIALIZACIÓN 7 MIEMBROS COMUNIDAD

PRONUNCIAMIENTO PUBLICO

La Asociación de Juntas de Acción Comunal del Sarare, Norte de Santander, denuncia ante la opinión pública, internacional, la represión desatada contra nuestro movimiento social, representada en esta ocasión en la captura y judicialización de siete miembros de esta comunidad.

En la madrugada del 11 de junio, fueron allanadas seis viviendas de la zona rural del municipio de Toledo, en las veredas Cubugón, La China, Cedeño, La Pista y Gibraltar, por miembros del Ejército Nacional y la Dijin de la Policía Nacional.

Luego de destruir las puertas, ingresaron a las residencias de forma violenta, intimidando a los habitantes, incluido los menores de edad, y capturando a los ciudadanos: CÉSAR ALIRIO QUIÑONES VILLAMIZAR, de 30 años de edad, miembro de la Junta de Acción Comunal de la vereda Cubugón; LIBARDO PARRA PÉREZ, de 43 años de edad, presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda La China; YOHANY VEGA GUALDRÓN de 32 años de edad; MIGUEL EDUARDO JAIMES VALERO de 35 años de edad; RAMÓN JOSÉ CONTRERAS TORRES de 40 años de edad, presidente de la Asociación de Juntas del Sarare –Asojuntas- y de los hermanos, ALIRIO VERA MOGOLLÓN y JORGE VERA MOGOLLÓN, de 35 y 28 años de edad, a quienes trasladaron hacia el cantón militar del Municipio de Saravena.

Además, allanaron la vivienda de propiedad del señor Orlando Márquez, quien no se encontraba en ese momento en su residencia. Estos hechos de represión y agresión sobre las comunidades ocurren en el marco del genocidio desatado contra el movimiento social, que ha dejado en el país el asesinato en los últimos años de más de 700 líderes sociales y la judicialización de un sin números de dirigentes víctimas de montajes judiciales.

Los comunales del municipio de Toledo nos hemos venido oponiendo a la explotación de petróleo y gas que se hace en esta región a costa del daño ambiental, social y humanitario; de la misma manera hemos exigido al Estado Colombiano proteger los páramos El Almorzadero y Santurbán; amenazados por el apetito de las corporaciones transnacionales; mejorar las condiciones de vida de

nuestras comunidades; la pavimentación de vía de La Soberanía; por lo cual hemos sido señalados, estigmatizados y hoy objeto de falsos positivos judiciales.

En la pandemia mundial del covid-19, las juntas de acción comunal y Asonalca, hemos desarrollado actividades de desinfección y pedagogía social en prevención y cuidado colectivo para prevenir la llegada del virus a los territorios.Hacemos un llamado al Estado colombiano a respetar a las comunidades, sus líderes y organizaciones; a parar el genocidio contra el movimiento social; terminar la persecución contra los líderes sociales y dejar en libertad inmediata a los siete miembros de esta comunidad capturados.

Igualmente, a los organismos de control adelantar las investigaciones de los hechos aquí denunciados: a las organizaciones nacionales e internacionales defensoras de los derechos humanos, las invitamos a hacer seguimiento a estos hechos y acompañamiento a las familias afectadas.

Ser líder social, no es delito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.