Descifrar los derechos..¿Nuestra responsabilidad?

A propósito de los hechos ocurridos el pasado 21 de abril, donde Oneis María Pérez Morelos fue asesinada por su ex –compañero aumentando las cifras de violencia contra la mujer… la pregunta más frecuente es ¿cuántas han sido asesinadas en lo corrido del año, Por qué fue asesinada? Las opiniones son muchas, … “la mató por un arranque de celos” “por ira e intenso dolor”, … estamos ante una realidad compleja, multicausal y multidimensional, por ello incomprensible y desconocida como la vida misma de las mujeres que han sido asesinadas y que hoy solo se conocen como una cifra más.

Por ello queremos referimos a Oneis, Nazly Viviana, Hayalith, Mayerlis … cuyas historias tienen en común impedirles el derecho a reír, a decidir, a equivocarse…a realizar sus proyectos de vida y al igual que a tantas mujeres que son asesinadas, víctimas o sobrevivientes de las violencias por razón de
género, a vivir sin violencias a gozar sus derechos en plenitud.

Ante esto se des- cifra una realidad cruel y poco alentadora la impunidad: el tratamiento a casos de violencia contra la mujer y feminicidios con poca o nula investigación, sanción y restablecimiento efectivo de los derechos de las víctimas.

En nuestro país hace cuatro años se expide la ley 1257 del 08 para la prevención y erradicación de las violencias contra las mujeres, hace cuatro meses se reglamento (noviembre y diciembre de 2011) y el próximo 27 de mayo se cumplirán dos años en que se realizó el primer consejo de seguridad en el Atlántico para implementar acciones encaminadas a garantizar y restablecer los derechos a mujeres afectadas por múltiples violencias, hoy paradójicamente en nuestro territorio continúan incrementándose las cifras de feminicidios con igual y/o mayor crueldad, las acciones implementadas son insuficientes.

Desde nuestro Escenario de Confluencia de Mujeres para la Acción Publica de nuevo instamos al gobierno departamental –Gobernador Antonio Segebre-, al gobierno Distrital –alcaldesa Elsa Noguera- a los entes de protección de Derechos Humanos: (Procuraduría, Fiscalía, Defensoría, Personería), Comisarias de familia y los medios de comunicación a promover la convocatoria de un Consejo de Seguridad para que los entes gobernantes rindan informes de los compromisos asumidos en el Primer Consejo de Seguridad llevado a cabo en el año 2010.

Así mismo invitamos a las organizaciones de Mujeres de la ciudad y el departamento a juntar nuestras voces para exigir cumplimiento a los compromisos pactados en materia de protección de derechos humanos, a movilizar la palabra, a juntar voluntades para que desde una gran cadena humana rompamos la indiferencia, apatía, silencios y empecemos a construir entre todas y todos la ciudad pensada y soñada.

NUESTRA APUESTA ES LA VIDA Y LA PAZ, MERECEMOS VIVIR EN UN PAIS, REGION Y CIUDAD QUE RESPETE LA VIDA DE LAS MUJERES.

VIVIR SIN VIOLENCIAS ES NUESTRO DERECHO.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *